¿Qué son las várices y qué puedes hacer para prevenirlas?

0
191
Imagen de freepik.es

En la actualidad, las várices afectan a millones de mujeres, para algunas es solo un problema cosmético, pero para otras se puede tratar de dificultades en la salud. Las várices son un producto de la sangre acumulada en las venas lo cual provoca la dilatación e inflamación de las mismas. Más allá de los problemas comunes que pueden ocasionar, existen algunos factores que perjudican su aparición como el sobrepeso, el estreñimiento y el embarazo.

Sin embargo, las várices poseen una clasificación dependiendo de la evolución de la misma. Por ello, es necesario que conozcas esta información.

Grado I. Las várices más comunes son aquellas en las cuales las dilataciones son muy pequeñas y poseen forma de arañitas o cómo la forma superior de las medusas. Esto es quizás una dificultad estética en la mayoría de las mujeres. Aunque puede ocasionar problemas como el cansancio o pesadez en las piernas.

Grado II. Cuando las várices se encuentran en este grado las venas se ven más dilatadas y son mucho más visibles. Aquí el problema avanza más allá de lo estético porque se producen problemas continuos como el cansancio y pesadez en las piernas. Además, a medida que pasa el tiempo se pueden producir inflamaciones y hasta hemorragias pequeñas.

Grado III. Aquí se produce una mayor dificultad en las válvulas venosas y problemas en los glóbulos rojos. Asimismo, el sistema circulatorio produce cambios en la pigmentación de la piel y comienza a aparecer problemas cutáneos.

Grado IV. Aquí las várices producen cambios en la piel, la cual se vuelve más frágil y comienzan a aparecer úlceras, coágulos de sangre internos o hemorragias por la rotura de una várice.

50% Completado
¿Dónde Quieres Recibir la Guía?

Escribe el correo donde quieres recibir la guía

Responsable: Lakuspide.com Finalidad: envío de contenidos informativos de negocios, emprendimiento, superación y correos comerciales. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación o suprimir tus datos enviando un email a info@lakuspide.com Para más información consulta nuestra política de privacidad.

Sin embargo, existen formas de prevenir las várices para evitar problemas más graves en un futuro. Por ello, es recomendable que sigas estas sugerencias.

1.- Se debe mantener la piel hidratada y lo más limpia posible. Es necesario, evitar las duchas de agua caliente, las saunas y las depilaciones con cera caliente. Lo más recomendable es una ducha fría para ayudar a la circulación y aplicar cremas frías con masajes circulares.

2.- Mantener una dieta equilibrada y sana. Es importante consumir alimentos ricos en fibra y consumir mucha agua para evitar el estreñimiento.

3.- Es necesario, realizar ejercicios o actividades físicas por lo menos por treinta minutos al día. Sobretodo actividades físicas donde se entrene el área de las piernas en forma completa.

4.- Las mujeres deben evitar ropas muy ajustadas y zapatos que sean totalmente altos o muy planos. Además, para dormir es recomendable elevar los pies como mínimo unos cinco centímetros con ayuda de una almohada.

Estos son algunas de las recomendaciones que no debes dejar de cumplir en tu rutina diaria.

Fuente: nutrar.com